viernes, 28 de abril de 2017

Forasteros en el planeta de dios





Forasteros en el planeta de Dios



Sal  por la noche y mira lo que brilla en el cielo,
lo que se desprende de el,
piensa en el viento,
en todas las imágenes que trae hasta ti...

Sal y da vueltas en círculos,
hasta que encuentres mis ojos
que casi explotan en lo imposible,
hermosos pensamientos tendrás de mi por siempre...

Sal y abre los brazos, 
recibe la lluvia,
que tus lágrimas se diluyan en ella,
como la mías en el pasado,
al fin juntos en la lluvia,
un camino de río que purifica a los seres enamorados,
mientras las sombras desaparecen entre la tormenta...

Sal y decide que el cielo debe verte como tú a él,
que la oscuridad sea como una explosión de amor incontenible,
que destruye el tiempo...

Sal y mírame,
sal y llora,
sal y explota...

Y que todo lo que está por venir,
y que todo lo que vayas a decir,
 sea frente a ese cielo nocturno,
al que le dije tantas cosas,
al que le pedí tantas cosas,
al que le llore tanto de ti...

Mi vida es una formación de estrellas,
que brillan simultáneas a mis emociones...

Sal y decide que mi vida no es así,
que soy un hombre normal,
que la noche es posible destruir,
que recuerdas una canción mía,
y que con los brazos abiertos  reconoces mi amor...

Sal y reclama con tu mirada,
usa el poder de tus ojos,
hazle saber que vivo en ellos,
que su inmensidad es poca junto a la profundidad de tu mirada,
que eres la divina princesa,
quien controla con su inocencia todo,
que el lunar de tus manos es la transparencia exacta del planeta oculto,
de dónde provienen los verdaderos seres del amor...

De donde de vienes tú
y yo...

dos forasteros extraños,
en el planeta de Dios...




The Sunblackure...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.